Skip to main content

La CPSC promueve la seguridad de los recipientes de gasolina y otros combustibles líquidos durante la Semana Nacional de Prevención de Incendios, del 8 al 14 de octubre de 2023

Release Date: Octubre 11, 2023

WASHINGTON, D.C. – Durante la Semana de Prevención de Incendios (del 8 al 14 de octubre) la Comisión de Seguridad de Productos del Consumidor de EE.UU. (U.S. Consumer Product Safety Commission, CPSC) está advirtiendo a los consumidores sobre los peligros de incendio asociados con los recipientes de gasolina, el combustible líquido y los vapores combustibles.

Miles de personas son atendidas en las salas de emergencia cada año por lesiones vinculadas a los combustibles líquidos, algunas ocasionadas durante actividades en climas fríos, como encender fogatas en el patio trasero, quemar hojas secas o basura, acampar en otoño y paseos en vehículos todo terreno.

Al verterse de un recipiente directamente a una llama expuesta u otra fuente de ignición, los combustibles líquidos (como gasolina, queroseno, líquido para encender carbón, etanol o bioetanol, combustibles para motores pequeños, combustibles líquidos para chimeneas o butano para encendedores de cigarrillos) pueden causar un flamazo; es decir, un incendio repentino o una llamarada violenta, como un chorro de llamas, que puede quemar a las personas que se encuentren cerca.

Incluso los vapores invisibles de los combustibles líquidos pueden encenderse y regresar al contenedor, lo que puede provocar una seria explosión y quemaduras potencialmente mortales o dañinas.

Estos son algunos consejos de seguridad contra incendios de la CPSC:

  • El fuego y el combustible no se llevan/no van juntos así que no use nunca combustible líquido para encender fogatas. Solo use iniciadores de fuego apropiados para encender una fogata o tratar de volver a encenderla. Nunca agregue combustible líquido después de haber tratado de encender una fogata, aunque parezca que el fuego no encendió.
  • Mantenga agua a la mano: En cualquier circunstancia, incluso los incendios controlados pueden tornarse peligrosos en segundos. Antes de encender un fuego, prevea tener a la mano una manguera, un recipiente de agua o un extintor de incendios, y tome en cuenta el riesgo de incendios forestales y los pronósticos de viento antes de encender un fuego.
  • Almacene de forma segura: Los contenedores de combustible son útiles para generadores portátiles, quitanieves, podadoras, vehículos todo terreno y otros equipos, pero no deben almacenarse cerca de estos dispositivos, ya que pueden arrojar chispas que podrían ocasionar que los líquidos y vapores se encendieran. En lugar de eso, guarde los contenedores de combustible en áreas frescas y bien ventiladas fuera de la casa, y asegúrese de cerrarlos siempre correctamente después de su uso.
  • Transporte con precaución: Transporte y almacene el combustible líquido únicamente en contenedores apropiados, a prueba de niños, diseñados específicamente para dicho propósito; usar cualquier otro tipo de recipiente, como una garrafa o una bolsa de plástico, es sumamente peligroso. Coloque siempre el contenedor en el suelo cuando lo vaya a llenar de combustible y asegúrese de cerrarlo bien, ponerlo en posición vertical y mantenerlo estable cuando lo transporte en la cajuela del auto o en la caja de la camioneta. Una vez en casa, saque inmediatamente el contenedor de combustible del automóvil y colóquelo en un área segura, fresca y bien ventilada, fuera del alcance de los niños.
  • El parallamas es mejor: Al comprar un contenedor de combustible, nuevo o usado, asegúrese de que cuente con un parallamas. Estos sencillos dispositivos ofrecen una barrera de extinción para los vapores de combustible encendidos, que protegen contra las llamas y la ruptura del contenedor. La CPSC está solicitando que las latas de gasolina y otros contenedores de combustible sean más seguros al exigirles dispositivos de mitigación de llamas. La nueva norma de seguridad obligatoria entró en vigor el 12 de julio de 2023.
  • Tome en serio la seguridad contra incendios y combustibles: Ya sea que se haya dado cuenta o no, hay líquidos inflamables y contenedores de combustible a su alrededor, desde la lata de gasolina en su garaje hasta el quitaesmalte en el gabinete del baño. No importa qué tan comunes sean estos artículos, es importante ser cuidadoso y consciente de los riesgos de incendio que presentan para que una chispa repentina no lo tome por sorpresa. La CPSC alienta a los adultos a tomar en serio la seguridad y a enseñarles a los niños a mantenerse seguros cerca de incendios, contenedores de combustible y vehículos que operan con gasolina.

Recursos de información de la CPSC:

Centro de información sobre la seguridad de los recipientes de gasolina y otros combustibles líquidos

Video de un flamazo

----

Puede haber declaraciones individuales de los comisionados sobre este tema. Para buscar las declaraciones (en inglés) sobre este u otros temas visite www.cpsc.gov/commissioners.

Release Number
24-005

About the U.S. CPSC
The U.S. Consumer Product Safety Commission (CPSC) is charged with protecting the public from unreasonable risk of injury or death associated with the use of thousands of types of consumer products. Deaths, injuries, and property damage from consumer product-related incidents cost the nation more than $1 trillion annually. CPSC's work to ensure the safety of consumer products has contributed to a decline in the rate of injuries associated with consumer products over the past 50 years. 

Federal law prohibits any person from selling products subject to a Commission ordered recall or a voluntary recall undertaken in consultation with the CPSC.

For lifesaving information:

Media Contact

Please use the below phone number for all media requests.

Phone: (301) 504-7908
Spanish: (301) 504-7800

View CPSC contacts for specific areas of expertise

Report an unsafe product