Release date: Julio 2, 2015
Release number: 15-175

Release Details

El presidente de la Comisión de Seguridad de Productos del Consumidor recuerda a las familias seguir 10 simples pasos para la seguridad en las piscinas durante el fin de semana del Día de la Independencia

WASHINGTON – En las próximas reuniones familiares alrededor de piscinas públicas y residenciales durante el Día de la Independencia, la campaña de la Comisión de Seguridad de Productos del Consumidor de los EE. UU. (CPSC, por sus siglas en inglés), Seguridad en las Piscinas, insta a padres y niños a seguir 10 pasos para mantenerse seguros en el agua o cerca de ella. Según los informes de prensa y los datos recopilados por la Fundación de Natación de los Estados Unidos, por lo menos, 152 niños menores de 15 años se ahogaron este año en una piscina o spa y, por lo menos, 86 de esos niños se ahogaron desde el fin de semana del Día de los Caídos.

                                                                                                                       
Tradicionalmente, durante la festividad del 4 de julio, aumenta el número de víctimas fatales por ahogamiento en piscinas y spas, en comparación con otros fines de semana. En los últimos cuatro años, los informes de la Fundación de Natación de los Estados Unidos indican que un promedio de 23 niños se ahogaron en piscinas y spas durante la semana del 4 de julio (del 30 de junio al 6 de julio). En 2014, se informaron 21 víctimas por ahogamiento, que incluían a niños menores de 15 años durante la semana del feriado del 4 de julio. En 2013, se informaron 23 víctimas por ahogamiento; en 2012, 30 víctimas fatales; en 2011, 24 víctimas fatales; y en 2010, 25 víctimas fatales.

“El ahogamiento no ocurre como en las películas; es silencioso, sucede en un instante y devasta a las familias para siempre”, comentó el presidente Elliot F. Kaye. “Hay pasos simples que las familias pueden seguir para que el tiempo que disfruten alrededor del agua sea seguro durante este fin de semana festivo: deben designarse adultos como vigilantes, cuya única tarea debe ser observar a los niños en el agua. Las piscinas deben estar rodeadas por cercas con puertas que se puedan asegurar, y los niños deben tomar clases de natación con instructores certificados. Las muertes por ahogamiento son 100% prevenibles”.

La CPSC informa que, durante el período 2010-2012, cada año un promedio de casi 400 niños menores de 15 años se ahogaron en una piscina o un spa, y el 75% de esos incidentes involucró a niños menores de cinco años. Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, los niños de entre uno y tres años de edad y los niños afroamericanos de entre cinco y 19 años son los que presentan más probabilidades de ahogarse.

La campaña Seguridad en las Piscinas es un esfuerzo de comunicación y educación pública de la CPSC para evitar que los niños mueran por ahogamiento o queden atrapados en piscinas y spas.

Estos son los 10 consejos principales de la campaña Seguridad en las Piscinas para prevenir ahogamientos o que queden atrapados alrededor de la piscina o el spa durante este fin de semana festivo:

  1. Aprenda a nadar y enseñe a sus hijos.
  2. Coloque una cerca de cuatro pies o más alrededor de la piscina y el spa, y puertas que se cierren y se aseguren por sí solas. Pida a sus vecinos que hagan lo mismo en sus piscinas.
  3. Nunca deje a un niño sin supervisión en una piscina o spa, y siempre observe atentamente a los niños cuando estén cerca del agua.
  4. Designe a un vigilante para supervisar a los niños en la piscina o el spa. Esta persona no deberá leer, enviar mensajes de texto, utilizar su teléfono inteligente smartphone ni distraerse en ningún momento. Los adultos pueden turnarse como vigilantes.
  5. Si un niño se pierde, búsquelo primero en la piscina o en el spa.
  6. Mantenga a los niños lejos de desagües, tuberías y otras aberturas de la piscina para evitar que queden atrapados.
  7. Asegúrese de que toda piscina pública o spa que utilice tenga tapas de desagüe que cumplan con los requisitos federales de seguridad, y si no lo sabe, pregunte al encargado de la piscina si la instalación cumple con la “Ley VGB”.
  8. Aprenda reanimación cardiopulmonar (RCP) en niños y adultos, y practique esta técnica con regularidad.
  9. Instale y utilice una cubierta de seguridad con llave en su spa.
  10. Tenga disponible y fácilmente accesible un equipo de rescate compuesto por elementos tales como un salvavidas, un flotador o un palo de fibra de vidrio.
Contacto para los medios de comunicación

Por favor comuníquese con la CPSC si desea información al:

Teléfono: (301) 504-7908
En español: (301) 504-7800

Vea la información de contacto de expertos en materia específica