La NHTSA, CPSC, anuncian retirada de asientos de automóviles/portabebés de Evenflo

Para publicación inmediata Contacto: Jesus Chairez
5 de marzo de 1998 (214) 827-6239
CPSC Publicación # 98-076  
NHTSA Publicación # 9-98  

Nota: se cambió el número de teléfono.

La NHTSA, CPSC, anuncian retirada de asientos de automóviles/portabebés de Evenflo

La Administración de Seguridad Nacional de las Carreteras (NHTSA) y la Comisión de Seguridad de Productos de Consumo (CPSC) anunciaron la retirada de casi 800.000 asientos de automóviles/portabebés porque existe un defecto que puede causar heridas a niños cuando los asientos se usan como portabebés. 

"Los padres deben continuar usando los asientos de automóviles de bebés, sentados hacia atrás, pero no deben usar el asa del portabebé hasta que se instalen piezas nuevas", según informa el administrador de NHTSA, Ricardo Martínez, M.D. "La seguridad es la prioridad más alta del transporte. Un asiento de seguridad para niños instalado y usado correctamente es el mecanismo de seguridad más efectivo para los niños en automóviles".

Esta retirada afecta a asientos de automóviles/portabebés "On My Way", números de modelo 207 y 492 fabricados del 15 de diciembre de 1995 al 27 de julio de 1997. El modelo 492 es el "On My Way Travel System" que incluye un cochecito. El Modelo 207 es el asiento de automóvil/portabebé sin el cochecito. La fecha de fabricación y el número de modelo se encuentran debajo del asiento. 

Las tiendas de descuentos, de productos infantiles y de mercancías en general vendieron los asientos de automóviles empezando en enero 1996 por casi US$70, y el asiento de automóvil con cochecito por una cifra de US$150 a US$175. 

El botón rojo de empuje en cada lado del asiento usado para afianzar y ajustar el asa del portabebé, puede soltarse inesperadamente y hacer que el asiento se vuelque. 

Hemos tenido 176 informes en los cuales el asa del portabebé se soltó inesperadamente, resultando en 89 heridas a niños, incluyendo moretones, contusiones y fracturas de cráneo. Las heridas han ocurrido en niños tanto con cinturón de seguridad puesto como sin él.

"Este es un problema grave que puede poner a los niños en riesgo", según la Presidenta de la CPSC, Ann Brown. "El mecanismo de estos asientos de automóviles/portabebés puede soltarse sin aviso. Los padres que tengan este asiento de automóvil deben de llamar para que inmediatamente les envíen gratis el equipo de reparación".

Esta retirada es el resultado de una investigación cooperativa realizada por la NHTSA y la CPSC.

Evenflo va suministrar un equipo de reparación gratis, con botones rediseñados que reforzarán el asa. Esta reparación se puede hacer en la casa con un destornillador de estrella. Hasta que los asientos se reparen, la NHTSA y la CPSC advierten a los dueños que no cojan el asiento por su asa, sino por cada lado de la cabeza y pie del asiento. Los dueños de estos asientos deben llamar a Evenflo al 1-800-203-2138 para dar su nombre y dirección para poder recibir su equipo de reparación. 

Los consumidores con preguntas relacionadas con esta campaña de retirada de productos pueden llamar a la línea gratuita de la NHTSA al 1-800-424-9393. El número para llamar en el área de Washington, D.C. es el (202) 366-0123.

strollercar seat