CPSC Advierte a los Consumidores que el Uso de Fuegos Artificiales Profesionales a Menudo Tiene Resultados Mortales

junio 27, 2006
Comunicado número: 06-197

Entre los años 2000 y 2005, la Comisión para la Seguridad de los Productos de Consumo (U.S. Consumer Product Safety Commission -- CPSC, según sus siglas en inglés), obtuvo reportes de 36 muertes relacionadas con fuegos artificiales, la CPSC anunció hoy en el National Mall. Más de un tercio de estos incidentes están relacionados con aparatos profesionales, que se vendieron ilegalmente a los consumidores.

La CPSC está al tanto de un incidente relacionado con fuegos artificiales profesionales que ocurrió el pasado 4 de Julio en el que murió un hombre. Éste encendió con un encendedor de cigarrillos un fuego artificial profesional de 4 pulgadas tipo granada en un tubo mortero hecho en casa. El fuego artificial se disparó casi inmediatamente después de encenderse y golpeó al hombre en la cara mientras éste estaba inclinado sobre el tubo.

"Los fuegos artificiales comerciales son mucho más poderosos y generalmente se encienden más rápido de lo que usted se puede imaginar", dijo Hal Stratton, presidente de CPSC. "Son ilegales en las manos de los consumidores y deben utilizarse únicamente por profesionales autorizados". 

El personal de la CPSC estima que hubo 10,800 lesiones, tratadas en salas de emergencia, relacionadas con todo tipo de fuegos artificiales en el 2005. La mayoría de estas lesiones, 6,500, ocurrieron entre el 18 de junio y el 18 de julio del 2005.

A fin de reducir las lesiones, la CPSC insta a los consumidores que utilizan fuegos artificiales a que utilicen fuegos artificiales legales de forma segura. El gobierno federal también se compromete a poner fin a la fabricación y venta de fuegos artificiales ilegales que pueden ser mortales si son usados por los consumidores. La CPSC está trabajando por su parte para mantener a las familias norteamericanas seguras imponiendo las leyes que rigen sobre los fuegos artificiales y enjuiciando a los distribuidores y vendedores que fabrican y venden explosivos ilegales.

Como parte de su programa de cumplimiento de las leyes que rigen sobre los fuegos artificiales, la CPSC trabaja enérgicamente con la Agencia de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos (ATF). A través de compras secretas y en línea, inspecciones e investigaciones, la CPSC y la ATF monitorean monitorear y cierran puestos de venta ilegales en las carreteras, bodegas y establecimientos que venden explosivos de grado profesional a los consumidores, y en hogares que sirven como refugio para la fabricación de aparatos de fuegos artificiales peligrosos. La CPSC también trabaja con la Agencia de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP) en el Departamento de Seguridad del Territorio Nacional para evitar que millones de fuegos artificiales peligrosos e ilegales entren a los puertos de EUA y lleguen a manos de los consumidores. Por ejemplo, desde 1988, la CPSC y la CBP han incautado o detenido cerca de 460 millones de fuegos artificiales peligrosos en puertos a través del país. El trabajo de investigación llevado a cabo por la CPSC y ATF ha resultado en docenas de enjuiciamientos exitosos por la Oficina de Litigio del Consumidor del Departamento de Justicia y las oficinas del Procurador General de Estados Unidos a través del país. 

La CPSC recomienda seguir estos consejos de seguridad para el uso de fuegos artificiales:

  • Jamás permita que los niños pequeños jueguen o enciendan fuegos artificiales.
  • Asegúrese de que los fuegos artificiales sean legales en su área antes de comprarlos y usarlos.
  • Evite comprar fuegos artificiales que vienen en empaques de papel marrón, pues generalmente esto puede ser una señal de que los fuegos artificiales fueron fabricados para espectáculos profesionales y pueden implicar peligro para los consumidores.
  • Los adultos siempre deben supervisar las actividades con fuegos artificiales. Generalmente los padres no se percatan de que las varitas de chispas causan más lesiones en los niños menores de cinco años que cualquier otro tipo de fuegos artificiales. Las varitas de chispas se encienden a temperaturas de cerca de 2,000 grados, lo suficientemente calientes para fundir algunos metales.
  • Jamás ponga ninguna parte de su cuerpo directamente sobre un aparato de fuegos artificiales cuando esté encendiendo la mecha. Retírese a una distancia segura inmediatamente después de encenderlo.
  • Jamás intente reencender o recoger fuegos artificiales que no funcionaron totalmente.
  • Jamás apunte o lance fuegos artificiales en dirección a otra persona.
  • Mantenga un cubo de agua o una manguera de jardín a la mano en caso de incendio u otro contratiempo.
  • Encienda un sólo artículo a la vez, y retírese rápidamente.
  • Jamás lleve fuegos artificiales en su bolsillo, ni los dispare en contenedores de metal o vidrio.